domingo, 29 de abril de 2012

Los mejores crop circles de la historia (VII): ADN lunar



La enciclopedia del conocimiento de la que hace gala el gran fenómeno de los fenómenos toca diferentes variantes dentro de la ciencia y la esencia humana desde su sutilidad y su excelencia geométrica.Este diseño majestuoso de mas de 210 metros de largo aparecido en la localidad de Alton Barnes el 17 de Junio de 1996 fue una de las mayores muestras de la mezcla de conocimiento y fuerza visual de la década de los noventa dentro de los incidentes que rodean a los circulos de las cosechas.


Sus interpretaciones no tardaron en aparecer ya que la forma de las curvas indicaba claramente una doble hélice tal y como se representa nuestro ADN. ¿Qué tipo de mensaje podría transmitir un incidente de tal magnitud?

Vamos a viajar a este crop circle en 3D en primer lugar para poder disfrutar de este diseño desde mas cerca.




En primer lugar estudiamos la perspectiva del ADN, desde un punto de vista estructural. En este caso merece la pena estudiar el incremento del diámetro de las esferas para crear una sensación de volumen y profundidad.


La cadena de ADN cumple punto por punto todas las características del ADN incluyendo el llamado brazo menor y brazo menor, la diferencia entre las curvaturas de las moléculas.



Igualmente se pensó en que estaba reflejando las funciones seno y coseno. Un logro matemático en el maiz.




Pero, qué mas podría esconder aquel diseño? La clave estuvo en este caso en buscar el lugar donde estaban apareciendo mayoritariamente aquellas figuras: los alrededores de Stonehenge.


El gran monumento de Stonehenge fue una estructura megalítica tipo crómlech construida 3000 años antes de Cristo, con forma de círculos concéntricos orientados astronómicamente, y constituida por grandes piedras traídas de Gales, las cuales fueron talladas de manera milimétrica con una tecnología extraordinaria.

La construcción de aquel inmenso conglomerado duró mas de 100 años. Aquello era importante para los celtas de la época y era completamente necesario construirlo. Trajeron las piedras desde miles de Kilómetros, desde el país de gales. Fue una odisea. Veamos como era originalmente.


Un conglomerado de piedras de manera circular. Esta simple descripción de Stonehenge esconde numerosos secretos en su construcción y en su utilidad, ya que resulta sorprendente comprobar la cantidad de alineamientos y cálculos matemáticos realizados en su diseño. Estaban pensados con el propósito de hacer coincidir determinados momentos y movimientos del sol y de la luna, en relación a la posición y el ángulo de colocación de las piedras.

 Aparte de ser el centro social más importante de la prehistoria europea, donde se realizaban ritos religiosos y culturales, esta construcción es un complejo observatorio astronómico de control del tiempo. Desde Stonehenge, se podía controlar el comienzo y el fin de las estaciones siguiendo el movimiento del sol. Desde los círculos concéntricos se controlaba la salida de la luna, sus fases, y su influencia en la tierra. Investigadores de todo el mundo han encontrado similitudes con alineaciones planetarias, como es el caso de Gerald Hawkins, que en 1966 publicó un artículo en la prestigiosa revista Nature, en el que se exponían alineaciones con más de 165 cuerpos celestes, incluyendo planetas, conjuntos de estrellas y señalando eclipses de sol y luna pasados y futuros. Un completo controlador de la bóveda celeste hecho solo con piedras. Sin calculadoras. Sin error.



Stonehenge fue y sigue siendo un misterio en sí mismo, y significa algo mucho más profundo a la hora de estudiarlo: ¿Cuáles fueron los motivos para erigir semejante observatorio? Sin duda, tener un conocimiento exhaustivo de los cambios de clima y temperatura pudo suponer un avance en materia de agricultura para aquel pueblo. Pero ¿de dónde salió aquel afán de investigación astronómica de un pueblo que se encontraba en la edad de bronce, casi 5000 años antes de que se estudiaran los planetas en la edad moderna? ¿Por qué ese interés en las constelaciones y en los eclipses?
Y de ahí, ¿porqué esa fijación con el sol y la luna? Ahí, posiblemente esté la clave.



Los reflejos de los rayos solares entran por determinadas piedras en el solsticio de invierno y verano en las ruinas de Stonehenge, al igual que ocurre con el posicionamiento de las pirámides mayas. Un diseño espectacular y realmente complejo para un pueblo que no conocía la rueda. 


Sea cual fuera la intención de los constructores, lo cierto es que la comarca donde se encuadra Stonehenge, es la comarca donde milenios después han aparecido mayoritariamente los círculos del maíz año tras año.
Como relatábamos, el fenómeno de los crop circles, incluye temáticas científicas de todo tipo, y una de las principales, (sobre todo en el desarrollo de las figuras de los últimos años), es la descripción de acontecimientos astronómicos que ocurren en un futuro cercano y más en concreto del estudio del movimiento y el estado del sol y la luna.
Le pondré un ejemplo actual de esta relación en el que la temática de algunos círculos es igual que la de Stonehenge en referencia a los movimientos de la luna:


En esta foto puede verse arriba el gran complejo de Stonehenge junto a este descomunal crop circle de 250 metros de diámetro apareció el día 9 de Mayo de 2010 sobre un campo de trigo aun en etapa de floración. La estructura de su diseño muestra un estudio de las fases de la luna para este año 2010, y además de eso muestra una característica a todas luces desconcertante. El dibujo está alineado exactamente con el centro de Stonehenge y la distancia entre la esfera grande del centro del diseño y una de las pequeñas es un tercio de la distancia del crop circle completo al centro de la estructura de piedras. Stonehenge tiene prohibida la entrada a su interior -al ser un monumento protegido-, por lo que fue completamente necesario realizar los cálculos desde el aire.

Pero no era la primera vez. En 1996 como decíamos, aparecieron los dos siguientes diseños, ambos cerca de los monumentos megalíticos circulares de Avebury y Stonehenge. Incluso llegaron a aparecer en la prensa local.


Wiltshire, 21 de Junio de 1996. 

Como muestra de la ambigüedad de los mensajes y su relación con su entorno, la primera figura también fue identificada como las fases de las lunas con respecto a su movimiento de rotación:


  
A la izquierda, representación del movimiento de la luna con respecto a la tierra y al sol. A la derecha, representación del movimiento de las principales lunas de Júpiter, ejemplo claro del movimiento elíptico de las lunas cuando se representa sobre una línea recta.

Días más tarde, en un campo cercano a Stonehenge apareció el diseño siguiente:


Stonehenge, 7 de Julio de 1996.

A partir del razonamiento de la órbita de la luna de los planetas, el investigador Kris Sherwood aseguró que la figura del ADN de Junio, se relacionaba con la figura de la espiral de Julio, porque en realidad eran dos representaciones distintas de lo mismo.



 Las dos figuras representaban el paso de la luna sobre la tierra y la acción de los eclipses y sus sombras. La genialidad de poner la órbita en base a una espiral en el segundo diseño,  ponía una vez más el nivel de  dificultad por las nubes.

La conclusión más admitida es que la manera que tiene de comportarse la sombra de un eclipse, con respecto al movimiento de la luna aparece representada en las dos figuras de la misma manera, siendo un mensaje doble con la cadena de ADN. Por tanto, en Stonehenge, la temática de los diseños, el territorio, y las formas circulares en el estudio de los astros son las mismas en su concepto que la mayoría de los círculos del maíz que aparecen en la zona, los cuales presentan mensajes adicionales, en este caso, la genética, quizá el conocimiento del ser humano a niveles que no nos podemos ni imaginar.


Quizá en una última visión tengamos que tomarnos este mensaje como un código matemático sin mas que tardaremos quizá décadas en decodificar. Es ese componente romántico de luchar por descubrir y descubrir que hay que seguir luchando para saber qué fue aquello que apareció en 1996. 


Juzgue usted mismo qué relación pueden tener estos hechos separados por cinco milenios, porque no parece posible que los diseños aparezcan  justo en esa zona por casualidad diciendo lo mismo, es decir, exponiendo el mismo conocimiento científico.



Ufopolis.NET 2012.

Si te ha gustado el reportaje puedes pinchar en los enlaces de publicidad para apoyar a la página en sus próximos artículos. Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

En ufopolis eres libre de comentar lo que quieras sobre los casos que aquí se estudian pero siempre con respeto por favor. Gracias

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...